Marketing y Servicios: La economía de la app

miércoles, 14 de octubre de 2015

La economía de la app


La mejora en las tecnologías de la comunicación afecta cada vez más profundamente al entorno laboral. La llegada de Internet y del correo electrónico ha simplificado –y abaratado– el funcionamiento de muchas empresas. Más recientemente, la extensión de los smartphones ha posibilitado el surgimiento de la “economía de la app”: aplicaciones que ponen en contacto a personas que necesitan un servicio con otras que pueden ofrecerlo. Aunque pretenden venderse como economía colaborativa, detrás de ellas hay empresas que se benefician de este intercambio. El ejemplo más conocido es Uber, pero ya hay plataformas para contratar todo tipo de servicios: limpieza, una consulta médica, mantener el frigorífico lleno, y muchas más.
Según los directivos de estas empresas, la economía on-demand aprovecha unos recursos que de otra forma quedarían sin usar. Pero existen contrapartidas: el trabajador muchas veces no goza del estatuto de empleado, y por tanto no tiene los correspondientes derechos laborales; su estabilidad también deja mucho que desear. Además, la plataforma no suele preocuparse de su formación. En cambio, para el consumidor todo son ventajas (más allá de las dudas de fiabilidad que puedan suscitar estas compañías al principio).
Según algunos analistas, estas empresas tienen algunas limitaciones importantes para seguir creciendo: por un lado, muchas han nacido asociadas a una idea de proximidad, y en la búsqueda de un mercado más amplio pueden perder atractivo para el público; por otro lado, varias han sido llevadas a los tribunales acusadas de competencia desleal o de aprovecharse de los trabajadores. Con todo, su mayor reto es fidelizar a los empleados: la temporalidad, la inestabilidad y los bajos sueldos no son la mejor estrategia de recursos humanos.
Fuente: Aceprensa (servicio libre de acceso on line). Ver también: "La economía de las 'apps' más accesibles"
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

3 comentarios :

Miriam dijo...

Debido a las tendencias actuales, si una empresa no cuenta con una aplicación o con un "diseño responsive" (diseño web adaptable a los dispositivos como smartphones o tabletas) no va a poder fidelizar a sus clientes correctamente así como perder a los clientes potenciales. Por tanto es de vital importancia que las empresas se ajusten según las necesidades del mercado.

También hay que destacar que el smartphone se está convirtiendo en un medio de pago relevante. Gracias a las aplicaciones de los bancos, PayPal, Wallet de Google, así como la tecnología NFC se facilita la movilidad y el pago. Como inconveniente resaltaría los problemas de fiabilidad en cuanto a la seguridad.

Miriam Arroyo. Marketing de Servicios UAH.

Jonatan Viñuelas Caballero dijo...

Estoy de acuerdo con el artículo, ya que los smartphones han irrumpido con mucha fuerza en todos los sectores, llegando hasta el mercado laboral. Todo ahora se hace enfocado a las APP o a las paginas web para poder tener más beneficios y abarcar más nicho de mercado, porque como bien dice el artículo esta emergiendo la "economía de la app" en la que ya casi cualquier empresa se quiere publicar en una app, o incluso tener su propia app, llegando incluso hasta contratar fontaneros, empleados de la limpieza, comprar comida,etc.

En conclusión para que te conozcan y no te quieras quedar rezagado, tiene que estar visible por todos los lugares relacionados con el Internet y las App, aunque esto conlleve explotación del personal con apenas derechos, pero ellos se quitan las moscan diciendo que lo tienen que hacer para fidelizar clientes.

Jonatan Viñuelas Caballero, alumno Marketing TIC UAH

Guillermo garcia de castro dijo...

Yo no estoy ni a favor ni en contra, pero por lo que he leído e investigado sobre Uber, el "trabajador" gana aproximadamente un 80% de lo que cobra por trayecto. Ello quiere decir que tanto trabajas, tanto ganas, lo cuál creo que no deja de ser una buena estrategia de recursos humanos por parte de Uber, ya que les está ofreciendo un salario variable en función de su rendimiento y productividad. Cuantos más viajes hagas, más ganas.

Hay muchas empresas que no pertenecen al sector de "consumo colaborativo" o a la "economía de la app" y que siguen estrategias para motivar e incentivar a sus trabajadores similares, como es el caso de comercial, relaciones públicas, profesor de golf... A estas no se les critica porque están instaladas en la sociedad desde hace mucho tiempo, sin embargo, a Uber se le critica por ofrecer un servicio mejor y novedoso al que ofrece el sector de los taxistas, sector que no ha sido capaz de adaptarse a los cambios de la sociedad y que estaba cómodamente estancado gracias a una situación de monolopio u oligopolio.

(Mi comentario era mucho más extenso y sobrepasaba el máximo de los 4.096 caracteres. En clase ampliaré el caso cuando exponga el trabajo sobre consumo colaborativo)

Guillermo García de Castro
Universidad de Alcalá de Henares
Marketing de Servicios