Marketing y Servicios: La era de los currículos 2.0

domingo, 17 de mayo de 2015

La era de los currículos 2.0


"Envía tu currículo”. “Inscríbete a esta oferta”. “Trabaja con nosotros”. Ya se acabó la época en la que se recortaban los anuncios de empleo publicados en los periódicos impresos o se enviaban cartas manuscritas por correo ordinario. Hoy, la búsqueda está en la pantalla. En la era de la digitalización, Internet se ha convertido en una cantera de profesionales y las redes sociales en el escaparate donde desfilan los potenciales candidatos.
Todo empezó a finales de los noventa, con la explosión de los portales de búsqueda de empleo. Luego llegaron las plataformas 2.0. Y, en el medio, el éxito de soportes como las tabletas, los smartphones y sus aplicaciones, que permiten estar conectados en todo momento con cualquier lugar del mundo. “La tecnología ha sido la gran revolución”, comenta Susana Sosa, directora del servicio Spring Professional de Adecco: “Te da una primera información que antes era mucho más lenta de conseguir”.
Rapidez de respuesta

En un escenario donde lo que prima son la rapidez y la conectividad, los portales siguen siendo la herramienta mejor valorada por los usuarios a la hora de rastrear oportunidades laborales, junto con los contactos personales, que no fallan desde los años ochenta. Aunque las redes sociales están ganando más posiciones cada vez, de hecho son el método de búsqueda que más ha crecido en España en los últimos años.


Del informe Redes sociales y mercado de trabajo, elaborado por Adecco Infoempleo, se desprende que hasta un 76% de los encuestados en 2014 utilizó las redes sociales para encontrar empleo, un 26% más que en 2011. “Las redes se han transformado en el networking donde los candidatos tienen sus contactos, ahora digitalizados”, explica Sosa.
Linkedin, la plataforma de contactos profesionales por excelencia, con más de 300 millones de miembros inscritos en el mundo, es la predilecta a la hora de investigar nuevas oportunidades laborales, tanto por los trabajadores, con el 77% de las preferencias –seguida por Facebook (46%) y Twitter (37%)–, como por las empresas. “Para nosotros también se han convertido en las primeras fuentes de reclutamiento; cada vez se busca más por este canal”, asegura Sosa. Según Adecco, el 69% de las compañías españolas se apoya en las redes sociales para reclutar talento.
Continúa leyendo el reportaje en El País
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

1 comentario :

Javier Martínez González dijo...

Está genial que ahora puedas hacer llegar tu Curriculum muchísimo más lejos gracias a la ayuda de Internet, portales de empleo etc... pero hay algo que no me gusta demasiado, y es que hoy día ya ni siquiera te aceptan un Curriculum en mano, en papel, desvalorando así el interés de un trabajador a llevarlo directamente a la empresa. Que ahora se utilicen los correos electrónicos para enviar tus datos para un puesto de trabajo me parece genial, pero pienso que "rechazar" el curriculum a un trabajador que lo lleva directamente a tiendas/empresas...es limitar a algunas personas. Aunque os parezca mentira, hay personas que no disponen de ordenador, o de Internet, o de ambas, y necesitan trabajar.

También diré que a mí nunca me han llamado por ofertas de empleo que he realizado a través de Internet. En todos los sitios donde he trabajado ha sido llevando mi Curriculum de manera personal. Y he utilizado portales de empleo, he tirado de contactos, empresas de selección...ya no utilizo anuncios en prensa, más que nada porque los anuncios que se hacen hoy en prensa son muy pocos y cuando llamas el puesto está cubierto(al haber pocos anuncios y muchos parados en España....es lo que hay). A lo que nunca me acostumbro es a buscar empleo por redes sociales....¿de verdad es eso posible?

Podría decir que, en efecto, enviando curriculums vía Internet, las empresas reciben cantidades tremendas de candidatos, donde sólo podrán entrar el número de plazas vacantes que disponga la empresa, por lo que el que consiga el puesto, habrá que suponer que era el/le mejor candidato/a para el puesto, pero eso no quita que puedan aún coger curriculum físicos en el propio establecimiento, quién sabe si alguien que no disponga de los medios para enviarlo vía Internet, pudiera ser la mejor opción para algún puesto de trabajo.

Javier Martínez González, MArketing Fundamentos UAH