Marketing y Servicios: ¿Cómo evitar las trampas del Black Friday?

viernes, 28 de noviembre de 2014

¿Cómo evitar las trampas del Black Friday?



La calle Preciados de Madrid.EFE
Las compras navideñas no tienen por qué convertirse en una mala experiencia de largas colas y ofertas falsas. Con un simple plan, es posible encontrar regalos tecnológicos con los que estaremos satisfechos y evitar las trampas del Black Friday, el Cyber Monday y el mes siguiente.


Saber lo que se quiere
Comprar a ciegas el producto más barato de las estanterías es una mala estrategia. Hay una razón de que se llame Black Friday (viernes negro) –es cuando los minoristas intentan registrar “un saldo positivo” en el año obteniendo beneficios. Esa estrategia implica en parte la rebaja de los precios de productos impopulares o anticuados que no se han vendido bien. Antes de adquirir esa impresora de inyección de tinta rebajada, es mejora asegurarse de que posee todas las características que buscamos. Hay que estudiar lo que queremos comprar: el dinero adicional que gastaremos en un dispositivo más competente probablemente pagará un regalo más útil.

Si se quiere “ese” teléfono, ahora es la ocasión
Es el momento perfecto para comprar un smartphone, pero cuidado con los teléfonos baratos a bajos precios. La redactora Joanna Stern ha analizado docenas de teléfonos y considera que estos seis son los mejores: los iPhone 6 y 6 Plus de Apple, el Moto X y el Moto G de Motorola, y el Galaxy Note 4 y el Galaxy Alpha de Samsung.

Hay que entender los dispositivos con servicio de streaming...Leer más...

Gracias a Netflix, Hulu, Amazon Prime y otros servicios de vídeo en streaming, podemos ver lo que deseemos, cuando deseemos. Pero no todos los dispositivos tienen el mismo diseño, ya que ofrecen distintos contenidos y opciones, algunos incluso el doble que las consolas de videojuegos.

Hay que ser sensatos con las grandes tecnológicas
Nuestro buzón de entrada estará lleno de ofertas de grandes empresas de tecnología. No siempre son buenas, pero se puede conseguir un buen resultado con algo de creatividad. Apple es tacaño a la hora de rebajar los precios de su hardware estrella. Se puede destinar ese descuento a un plan Apple Care o a comprar una bonita funda para el nuevo dispositivo. Amazon liquidará una versión libre de su impopular teléfono Fire, pero también hará rebajas en sus lectores de libros electrónicos Kindle, que gozan de mejor acogida.

Con Windows, ciñámonos a los ‘ultrabooks’
La futura llegada de Windows 10 es razón más que suficiente para aguardar antes de comprar un PC. Si no podemos esperar, compremos pensando en el futuro. Necesitaremos una máquina capaz de soportar Windows 10, y la mejor apuesta para ello es un “ultrabook”, una gama de portátiles delgados, ligeros y potentes que generalmente cuestan entre 800 y 1.300 dólares. En esta época del año, podríamos ahorrar de 50 a 100 dólares en uno de ellos. Otra cosa que hay que buscar es que disponga de pantalla táctil. Es obligatorio para Windows 8, y también lo será para Windows 10. Esto se debe a que Windows 8 y Windows 10 incluyen cada vez más características optimizadas para el sistema táctil. La falta de una pantalla táctil hace que nos perdamos todo lo que Windows puede ofrecernos.

Al fin podemos comprar una Wii U
Si somos verdaderos aficionados a los videojuegos, necesitamos una consola adecuada. Hasta ahora, la lucha se desarrollaba entre dos contendientes, la PlayStation 4 de Sony y la Xbox One de Microsoft. Ahora, sin embargo, la Wii U de Nintendo posee un catálogo de juegos que merece la pena tener en cuenta, entre ellos Super Smash Bros., Mario Kart 8, Super Mario 3D World, Captain Toad: Treasure Tracker y Hyrule Warriors. Un estudiante de secundaria podría apreciar más los juegos de Wii U que una persona más adulta que juegue a shooters como Call of Duty, pero hay que tener en cuenta qué consola tienen los amigos de nuestro jugador. Hoy en día, uno de los aspectos más atractivos de los videojuegos para consola es la posibilidad de poder jugar en red con los amigos. Para hacerlo, necesitan las mismas consolas.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

6 comentarios :

sara merino dijo...

El día conocido como Black Friday es el día de la “escusa” para darte ese capricho que tanto querías, la mayoría de la gente estos días compra por comprar con el típico ‘mira que barato esta esto’ y en realidad no es absolutamente necesario. Este día esta muy bien para aquellos que en realidad llevan detrás de algo bastante tiempo y este día lo dejan a un precio más asequible.
Aunque en realidad Black Friday es una buena estrategia comercial, intentan meter productos más anticuados y que muchos no se han logrado vender bien a un precio muy asequible por lo que la gente se interesará en ellos.

Sara Merino Benito. Alumna MKTIC

Luis Javier Guelbenzu Blanco dijo...

Buenas a todos,

La verdad, no pienso comprar en el Black Friday, no por nada en general, sino porque a día de hoy esa necesidad que crean de comprar hoy como sea, mediante a promociones como el envío gratis o "descuentos maravillosos" probablemente detrás no tendrá otra cosa que no sea un encarecimiento del producto para que, posteriormente, con ese "gran" descuento, el establecimiento siga ganando dinero.

Es conocido que en otros días especiales como por ejemplo el día sin IVA de Media Markt, las marcas inflan los precios para no perder realmente ni un céntimo, por lo que al final lo único que consiguen es hacer caer en la trampa al consumidor, lo cual como estrategia de marketing, lo que estudiamos en la asignatura, es algo magnífico, porque con un coste relativamente barato se consigue ampliar el volumen de ventas de forma muy significativa.

Un saludo,
Luis Javier Guelbenzu Blanco - MKTIC

Anónimo dijo...

Hola a todos,
Qué ilusión me ha echo leer este post desde Nueva York justo hoy, el primer viernes del BlackFriday, porque, no se si sabéis que muchos negocios hacen este Blackdriday durante tres viernes consecutivos aunque, hoy es el día más representativo.

Os puedo contar que acabo de llegar a casa después de un largo día de compras. Pero como bien recomienda este post, todo estaba previamente planeado. Ya me habían informado de como funcionaba este día; la gente se vuelve loca y salen a las calles a arrasar con los mejores descuentos.
Desde hace un par de semanas hice una lista con todo lo que necesitaba pero que nunca me animaba a comprar por el precio.
Consulté con una compañera americana de la carrera si el blackfriday y sus descuentos estaban sólo dispoibles en tiendas o también existía la opción online. Su respuesta fue: SI, y es lo recomendable. porque ir a las tiendas puede resultar hasta peligroso por las grandes masas de gente que se acumulan.

Así hice, preparé mis artículos deseados en los "carritos de compra" de mis tiendas favoritas y a las 00.00 am sólo he tenido que confirmar compras y pagar menos por mis artículos gracias a los descuentos.

Tampoco os penséis que en America los descuentos en Blackfriday son del 90% off. Hay algún chollo, pero no es nada fuera de lo normal. Aún así, si merece la pena comprarse algún detallito, aunque sólo sea por la experiencia.

Respecto a cómo ha sido comprar en las tiendas físicas, no lo recomiendo. Si tenéis la oportunidad de hacerlo vía online, hacedlo.
Ahorras tiempo, dinero, y puedes detenerte durante mas tiempo a observar los artículos, y replantearte varias veces si de verdad lo necesitas. Además, la oferta de stock suele ser mucho amplia.


Un saludo a todos desde EEUU.
Happy Thanksgiving everyone,

Maria de Tomas.
Alumna de Marketing Internacional en Stony Brook University, NY.


General Failure dijo...

El año pasado fue la primera vez que hicieron la campaña de flag Friday en media mark y aproveché para adquirir unos cuantos Blurays a mitad de precio.

Muchos packs con las sagas que quería se habían agotado y no estaban disponibles así que hice una lista y estado esperando un año entero evaluando los precios en otras tiendas y definitivamente me he ahorrado un pastizal.

Sin embargo no todo el monte es orégano, he estado revisando los artículos que incluían en la tienda online de Amazon con esta promoción y ciertamente no encontré nada atractivo.

Cosas que no eran especialmente buenas con un precio muy hinchado y que tras el descuento se quedaba en un precio normal pero aún así no eran cosas buenas...


Como comentan mis compañeros ser precavido comparar y planificar es mucho más económico que lanzarse a ir de tiendas y comprar la primera oferta llamativa que encontremos.

ivan rodas padilla dijo...

Como bien dicen , este día es una excusa para comprar, independientemente de los descuentos.
En primer lugar en España se está adoptando esta tradición pero a mí me da la impresión que lo único que se a adoptado es el nombre y que los centros comerciales estén llenos, me explico.
Ayer fui al centro comercial con la excusa del black Friday para ver las distintas ofertas.
Si es cierto , que este tipo de ofertas solo se aplican a ciertos productos y nunca son tan salvajes como lo que se vive fuera, parece ser que en España lo que manda es la cultura y nos cuesta mucho desprendernos de ella incluso cuando decimos que vamos a realizar cierto tipos de eventos adoptados del exterior.
En las tiendas visitadas únicamente ofrecían un 5% de descuento o incluso nada , (no voy a detallar que tiendas/marcas ean) , si es cierto que a medida que paseaba por el centro comercial se podían leer otro tipo de ofertas más atractivas para este día , pero solían ser marcas no tan conocidas.
Independientemente de eso, veía como la gente usaba este día como excusa para comprar, habiendo o no dicho descuento.
Dicho esto, mi pregunta es ¿Por qué decimos que adoptamos tradiciones de fuera , y no las aplicamos al 100%?
También cabe destacar que muchas empresas internacionales si que aplicaban unos descuentos lo suficientemente grandes como para poder decir “nosotros si aplicamos el black Friday”

Jorge Antolinos Morato dijo...

Hola a todos,

Yo este año tampoco voy a realizar compras en el Black Friday. En años anteriores he intentado comprar un producto ese día pensando que iba a ser más barato, pero cuando iba me solía encontrar que el día anterior habían quitado la promoción que tenían, por lo que ponían un precio nada competitivo. Lo que significaba que el descuento del Black Friday no se notaba mucho.

Creo que hay que tener mucho cuidado y comprobar los precios días antes, para no llevarte sorpresas en el precio final y tener muy claro lo que quieres comprar.

Un saludo.
Jorge Antolinos Morato. Alumno MKTIC